que hacer en cordoba en verano

¿Es posible descubrir la ciudad cordobesa cuando el calor más aprieta? Por supuesto. Solo hay que organizarse y evitar las horas más fuertes.

Si hay algo con lo que los cordobeses tenemos que lidiar en verano, es con las altas temperaturas que la ciudad nos brinda en los meses de junio a agosto. Por suerte, existen alternativas y opciones para hacer de tu visita a Córdoba agradable, y sin duda, inolvidable. Por muchas razones, la capital cordobesa recibe millones de turistas al año, que se vuelven encantados y con recuerdos realmente únicos.

Desde Guías Córdoba te traemos algunos consejos y cosas que hacer en verano.

Consejos clave para sobrellevar el calor

Con la idea de hacer tu visita lo más agradable posible, estos consejos te ayudarán a ello:

  • Parar y descansar a la sombra. Visitar una ciudad puede ser bastante intenso y ajetreado a lo que solemos estar acostumbrados. Por ello, siempre es buena opción parar un rato y descansar en un banco a la sombra, de la mano de un helado o unas pipas, al más estilo cordobés.
  • Alquilar un alojamiento con aire acondicionado. Parecerá una tontería, pero para descansar a pierna suelta en Córdoba durante el verano es imprescindible un buen ventilador o el aire acondicionado.
  • Estar bien hidratados todo el tiempo. Cuando pasamos mucho rato fuera, lo ideal es llevar consigo una botella de agua, para beber con frecuencia y evitar así un golpe de calor. También, parar de vez en cuando en algún bar siempre es una opción para recargar pilas y continuar la visita, sin estrés y al ritmo de cada uno.
  • Utilizar prendas de vestir finas. Evita prendas demasiado oscuras, ya que los colores negros y marinos son los que absorben más el calor. También, prendas de algodón son las que mejor transpiran y las que son ideales para los meses de verano. Si tienes gorra o sombrero no dudes en utilizarlo. Y no te preocupes si no tienes o se te ha olvidado. En Córdoba hay muchos comercios donde puedes encontrarlos a precios asequibles.
  • Parar a comer o tomar algo. Si hay algo que en Córdoba destaca, a parte de su historia y monumentos, es su gastronomía. La variedad de platos y restaurantes que hay en la ciudad es para recordar. No puedes irte sin probar un buen rabo de toro, la mazamorra, el flamenquín, y por supuesto el plato estrella cordobés: el salmorejo, del cual existen numerosas variantes curiosas, pero siempre deliciosas.
  • Organizar el viaje para evitar las horas más calurosas. El consejo clave es intentar madrugar para aprovechar las horas más fresquitas por la mañana, y dejar para el medio día los planes que sean de interior como: parar a comer en un bar o restaurante, visitar la Mezquita, ir a los baños árabes o descubrir algún museo, como el Museo Arqueológico , el Centro de Arte Contemporáneo Rafael Botí o el Museo Julio Romero de Torres.

Qué visitar en Córdoba en verano

Si vas a pasar unos días en Córdoba, aquí te traemos algunos de los lugares más espectaculares que no te puedes perder:

Perderse por las calles de la Judería

Una de las actividades que no puedes olvidar es pasear por la Judería de Córdoba. Existen numerosas calles escondidas y difíciles de encontrar que tienen un carácter mágico y especial: la Calleja de la Flores, La Calleja del Pañuelo, San Basilio, y muchas más. Para no perderte ninguna, puedes hacerlo contratando una visita guiada con la que no solo podrás visitarlas, sino que conocerás su historia y curiosidades. Algo que sin duda debes probar es perderte por la ciudad de noche. Es algo realmente mágico, ya que es muy agradable, hay menos gente y menos ajetreo.

Descubrir la ciudad de Medina Azahara a primera hora

A la hora de organizar tu viaje debes prever qué sitios clave son los que no te quieres perder. Si visitar Medida Azahara es uno de ellos, puedes organizar una visita a primera hora de la mañana, ya que es un espacio en su mayoría al aire libre. Lo ideal es visitar el yacimiento arqueológico primero y luego el museo. su visita es recomendable hacerla con guías profesionales, ya que esta joya de Abd al Rahman III no tiene desperdicio.

Los patios de Córdoba

Aunque la Fiesta de los Patios en es mayo, hay algunos que abren sus puertas al público a lo largo del año. La mayoría son privados, pero hay algunos que pertenecen a asociaciones o que son públicos que puedes pillar abiertos.

La Mezquita de Córdoba a media tarde

Si quieres aprovechar las horas de 12 a 6 de la tarde, puedes hacer una visita al monumento más espectacular de la ciudad, ya que además de ser Patrimonio dela Humanidad, también es fresquito. No dudes es acudir con visita guiada para una experiencia completa en la Mezquita de Córdoba.

El Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba

Muy cerca de la Mezquita, encontrarás el Alcázar de los Reyes Cristianos. Unos jardines protegidos por grandes murallas, frondosos árboles con numerosos estanques frescos, inundados de plantas y flores de colores.

Escapa a la sierra

Si eres más de hacer rutas de senderismo y perderte en la naturaleza, en Córdoba existen numerosas rutas que puedes hacer solo o en familia. Además, conseguirás algún grado menos que en la ciudad. Las Ermitas, los Baños de Popea o Los Santuarios de Santo Domingo y Linares son algunas de las mejores opciones.

 

Además de los mencionados aquí, existen numerosos espacios más que puedes visitar si tienes tiempo. Si necesitas más información siempre puedes preguntar a guías oficiales de Córdoba que te atenderán encantados para hacer tu visita inolvidable.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies